Noticias

Argentina: La producción de leche creció 4,3% en 2018

La producción de leche en 2018 creció 4,3% respecto al año anterior y alcanzó los 10.527 millones de litros, según informó el Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (OCLA). El organismo también reveló que en diciembre la generación de ese insumo cayó 2,1% de manera interanual, y 3,4% respecto a noviembre de 2018.

“El crecimiento se fue desacelerando, llegando el último trimestre a darse valores negativos”, citó el informe, que detalló que el primer trimestre de 2018 la producción aumentó, de manera interanual, 9,5%; en el segundo trimestre, 5,2%; en el tercero, 4%; y en los últimos tres meses del año disminuyó 0,3%.

La ganancia que tienen hoy los productores lácteos en la Argentina no es la mejor. Hasta diciembre del año pasado, el margen de referencia —la diferencia entre el precio de la leche menos los gastos de alimentación y el costo de oportunidad de la tierra— fue de u$s 0,143 por litro. El promedio, en el transcurso de los últimos doce meses, se ubicó en u$s 0,198. Todos esos datos están lejos del máximo, de u$s 0,281, de abril de 2015, y más cerca del mínimo reciente, en u$s 0,081.

Hasta noviembre, según los últimos datos disponibles de OCLA, en el mercado interno el precio que recibía el productor primario —denominado ‘tranquera’— era de $ 9,11, lejos de los $ 33,43 finales que se cobra al consumidor en un local. No obstante, en el mercado externo, donde recibe $ 9,11 del precio final, que es de $ 14,53, los primarios logran captar el 62,7% del valor.

Así, la participación general de los productores principales asciende a 31,1% de la cadena de valor, mientras que la parte industrial se lleva el 27,3%. Los comercios —la última milla del proceso de venta— toma el 25,2%, mientras que el Estado, por su parte, capta el 16,3% del valor total, según los datos provistos por el Instituto Argentina de Profesores Universitarios de Costos (IAPUCO).

El sector, en paralelo, fue afectado fuertemente por los aumentos de precios a nivel local. Según los últimos datos provistos por OCLA, en agosto la suba interanual de los alimentos comprados —aquellos concentrados, como maíz molido o expeller de soja— fue de 130%, mientras que los alimentos producidos, un 74%. El valor de la leche entre agosto de 2017 y el mismo mes de 2018 aumentó solo 34%. “Esto demuestra a las claras la pérdida de valor de la leche en relación a los alimentos necesarios para producirla, en muchos casos, de hasta un 50 y 60 % del ingreso por venta de leche entre los meses de abril y agosto del año en curso”, estacaron desde la entidad.

Los productos lácteos en el mercado interno tuvieron en diciembre una suba interanual de 49,6% en Gran Buenos Aires y de 44,5% en Capital Federal, según fue dado a conocer en OCLA, en línea con el aumento del Índice de Precios al Consumidor del Indec. “Existía un retraso importante del precio de la canasta de productos lácteos, pero llegado el final del año se fue recuperando”, argumentaron desde la entidad.

Como reflejo de la crisis del sector, cada vez hay menos tambos: según OCLA, en 2002 eran 15.000, pero en 2018 llegaron a los 10.722, cuando un año ante sumaban 11.326. La cantidad de vacas también cayó: en 2017 eran 1,72 millones y en 2018 disminuyeron hasta los 1,59 millones.

Pese a las últimas malas noticias, en el período de 1970-2018 la producción de leche de Argentina presentó un crecimiento de 2% acumulado anual. Dato que, agregó la entidad, es “incluso superior a la performance mundial, que alcanzó una tasa de 1,4%”.

Fuente: https://www.cronista.com 

 

 

 

© 2002 FEDELECHE F.G.. Todos los derechos reservados. Implementa innovate.cl