Noticias

Opinión: Chile no se puede detener

 Asistimos como parte de la Multigremial de Osorno a una jornada convocada por Sofofa en Santiago, escuchando un claro mea culpa por parte de los grandes empresarios, ante el estallido social que estamos viviendo en todo Chile. Estas conclusiones y otras reflexiones, las compartimos este lunes en una reunión informativa con nuestros socios.

Si bien el mundo de los grandes empresarios presenta grandes diferencias con las pymes agrícolas del sur, rescatamos ciertos elementos que como lecheros podemos incorporar en nuestro entorno, reconociendo que la nación presenta grandes deudas en distintas áreas de su desarrollo social.

En la instancia, se distinguió claramente una actitud transversal presente en las grandes empresas, la cual es la distancia entre los inversionistas, directores y altos ejecutivos, con sus colaboradores. Si bien esta separación no se observa en el sector lechero, porque nuestros socios trabajan codo a codo con su gente, debemos reconocer que siempre es posible ir más allá, mejorando las relaciones interpersonales, aumentando la capacitación, empoderando a sus colaboradores, y no olvidar el reconocimiento económico mediante sueldos y estímulos financieros.

Otro elemento que parece distante es la poca consideración que presentan las grandes empresas respecto de sus prestadores de servicio, en su gran mayoría pymes. Esto lo podemos traer a nuestra realidad, a través de la compra de insumos y contratación de prestadores de servicio, quienes son pymes, y cada vez son más requeridos. Debemos ser consecuentes y darles un trato justo, ya que son un eslabón fundamental en nuestro desarrollo productivo.

Y el último concepto que nos llamó la atención fue el de la “última milla”; el cual dice relación a que siempre se puede hacer más, siendo este último esfuerzo el más importante, porque es reconocido por las personas, ya que va más allá de lo suficiente.

Como gremio valoramos la institucionalidad existente, y queremos ser parte de la solución realizando aportes concretos, estando disponibles para quien nos requiera. Volveremos a reunirnos con nuestros productores y con las autoridades las veces que sea necesario, para garantizar de que el país siga funcionando, porque Chile no se puede detener.

Por Marcos Winkler, presidente de Aproleche Osorno

Fuente: Austral de Osorno

 

 

 

© 2002 FEDELECHE F.G.. Todos los derechos reservados. Implementa innovate.cl