Noticias

La búsqueda de vida sana en la pandemia revalora el aporte de los lácteos

Quedarse en casa fue la oportunidad para que muchos volvieran a la cocina y a requerir estos productos para distintas preparaciones; y también para resguardar la salud y ayudar al estado físico amenazado por el sedentarismo. Dirigentes, expertos e industriales proyectan esta tendencia surgida desde el confinamiento.

La pandemia mundial por el coronavirus modificó muchas tendencias en diferentes ámbitos y uno de esos cambios se vio en el consumo de alimentos, donde los productos lácteos están entre los más apetecidos, en especial los quesos y leches que aportan muchos nutrientes, son bajos en calorías y contribuyen a llevar un estilo de vida sano.

Esta revaloración de los lácteos está llevando a la industria y a los agricultores a replantear el aumento en la producción de materia prima y asegurar el stock para la creciente demanda, que esperan prolongar en el tiempo.

El gerente del Consorcio Lechero, entidad que agrupa a la cadena desde el sector primario hasta la industria, Octavio Otra, explicó que en el consumo aparente de los productos lácteos, es decir, aquello que está disponible en el mercado y que se estima que se consumirá durante un año, el indicador muestra que hubo un aumento de alrededor de 5% de lácteos en general; y el consumo per cápita llega a 154 litros anuales equivalentes.

"Este aumento se vio del año 2019 al 2020 y del año pasado al 2021, la tendencia es bastante parecida. Ahora, como faltan meses y los números no son exactos, todavía no podemos llegar a concluir que es el mismo aumento, pero creció", señaló.

Agregó que en general la tendencia que se ve en el mundo entero es que el consumo de productos frescos tuvo un aumento considerable, como quesos y yogures, asociados al consumo intradomiciliario.

"En otros países que han tenido un comportamiento similar al nuestro, se ve que ha crecido el consumo de estos productos y una de las razones es porque la gente estuvo más en la casa. Por lo tanto, el consumo en el canal Horeca, de hoteles y restaurantes, disminuyó por razones obvias", expresó.

Agregó que una segunda razón, es que en general en el mundo los consumidores, ante una incertidumbre sanitaria, comenzaron a revalorizar productos que por tradición tienen una reputación de saludable, desde el punto de vista de su riqueza nutricional. "Creemos que efectivamente puede haber un componente más de fondo, que es que la gente se volcó hacia alimentos que históricamente tienen una muy buena reputación, por su importancia nutricional y, por otro lado, son alimentos que en general dan bastante placer al consumirlos", manifestó.

El gerente del Consorcio Lechero precisó que, por excelencia, el producto lácteo más consumido en Chile sigue siendo el queso, que corresponde a la mitad del consumo total de este tipo de alimentos en el país, mientras que el segundo es la leche líquida.

En cuanto a la procedencia de estos alimentos, Octavio Otra señaló que el 2020 las importaciones de lácteos aumentaron 22%, en términos de litros equivalentes, y a pesar de que la producción nacional también creció 6%, esta última cifra aparentemente no fue suficiente como para contrarrestar el incremento de la demanda.

Uno de los desafíos permanentes del Consorcio Lechero es promover el consumo de lácteos, sobre todo ahora con estas cifras positivas.

Es por ello que han impulsado el programa "Gracias a la Leche", donde incluso el 2020 publicaron un libro dirigido a profesionales de la salud, para entregar las evidencias científicas más recientes que sostienen que los lácteos son alimentos muy saludables y desechar una serie de mitos en contra de estos productos. En este aspecto, el siguiente paso de la campaña es entregar toda esta información de manera más cercana a los consumidores, para que conozcan o refuercen su conocimiento en todos los aportes que brinda este alimento.

SOSTENER EL CONSUMO

El presidente de la Federación Nacional de Productores Lecheros (Fedeleche), y que ocupa el mismo cargo a nivel local en Aproleche Osorno, Marcos Winkler, se mostró en esta misma línea, expresando que el gremio espera que la producción nacional aumente también en relación a 2020.

"Si bien a principios de año teníamos una perspectiva de crecimiento mayor a la que se da por un tema climático, y un alza en el precio de los insumos, el primer semestre de 2021 estuvimos con un nivel similar al del 2020. No obstante, el segundo semestre vemos, con el inicio de la primavera, números mejores, para finalizar con una producción interna de leche entre 3% y 4% superior respecto del año anterior", dijo.

Ante el aumento del consumo de lácteos en pandemia, Winkler señaló que el gremio espera que esta tendencia se mantenga y los números actuales así lo demuestran.

El timonel de los lecheros agrega que el confinamiento ayudó a esta preferencia, de volver a cocinar como se hacía antes en las casas, con muchos lácteos que no estaban en las prioridades de las compras de supermercado y también por la necesidad de llevar un estilo de vida más sano.

Winkler explicó que la leche es uno de los alimentos más completos que existe: es una gran fuente de proteínas, ácidos grasos esenciales, minerales y vitaminas que permiten fortalecer el sistema inmunológico, mejorando el bienestar de las personas. "Para este año los números de consumo per cápita son bastante buenos, con una estimación de crecimiento respecto del año anterior, lo que es muy positivo para la población chilena, como también para el mercado lácteo", sostuvo.

Marcos Winkler se refirió igualmente a los niveles de consumo de lácteos, lo cual está siendo potenciado a través de la campaña "Yo tomo, yo como leche", que promueve las bondades de este producto y sus derivados, donde los que vienen de la materia prima chilena aseguran una calidad de nivel mundial, con altos estándares fitosanitarios, de bienestar animal, sustentabilidad e inocuidad, lo que genera una oportunidad muy importante en el mercado nacional.

Además de ello, los lácteos chilenos buscan ser diferenciados por Fedeleche bajo una marca sectorial, denominada Chile Milk, la cual se asocia a todos los beneficios y características que presenta la materia prima producida en Chile.

VOLVER A LO MÁS SANO

El ingeniero en Alimentos y académico del Instituto de Ciencia y Tecnología de Los Alimentos, de la Facultad de Ciencias Agrarias y Alimentarias de la Universidad Austral de Chile (Uach), Aníbal Concha, explicó que en el país el consumo de lácteos aumentó a un nivel superior a lo que lo ha hecho la producción.

Y una de las razones por esta mayor demanda, por una parte, se asocia a la pandemia, pero también a la diversificación del consumo de leche. Esto quiere decir que las distintas categorías de lácteos se han diversificado en los últimos años, especialmente en lo que tiene que ver con los quesos y quesillos, los cuales han crecido mucho, y además se ve la entrada de nuevos actores a producir y comercializar estos alimentos.

"Fuera de las empresas también tenemos importadores relevantes de productos lácteos, de quesos principalmente, lo que ha hecho que los precios sean más accesibles. Hablamos obviamente de quesos más madurados y está el consumidor rnillenial, que es más abierto a probar nuevos sabores", comentó.

Además de los quesos, el académico agregó que dentro del país, la leche fluida también ha experimentado un aumento asociado a esta tendencia de tratar de consumir los productos de forma más natural, desde su origen. "Recordemos que también se levantó una especie de contingencia hace un tiempo, que tenía que ver con la reconstitución de la leche fluida por parte de las empresas, lo cual generó una percepción de que el consumo de leche fluida es más positivo que el de una leche en polvo.

“Esto no significa que la leche en polvo sea peor, pero la gente tiene la percepción de que está consumiendo algo más natural y menos procesado", indicó. El experto añadió que actualmente hay una diversificación en la producción de leche, con un aumento en la categoría de leche fluida o también llamada blanca, incorporándose a las ya conocidas descremadas o semidescremadas, las espesas o cremosas para prepa- raciones gastronómicas.

Y por otra parte, hay una necesidad del consumo de proteínas. "Esto último, creo, tiene que ver con que la gente está demandando y buscando más proteína en su dieta, muchas veces para compensar gastos energéticos o recuperación de masa muscular y las leches en ese sentido cumplen un muy buen rol. Muchas empresas han sacado líneas con fortificación de la proteína como tal. También hay otras leches sabalizadas y las que tienen que ver con los cultivos lácteos, que ayudan al tránsito lento", señaló.

PRODUCIDOS EN OSORNO

La reconocida producción de leche en la provincia de Osorno está presente en todas las industrias del país, donde además se procesan los productos más demandados actualmente.

Tal es el caso de la planta de la firma Watt's, ubicada al ingreso de la ruta U-55, desde donde informaron que actualmente los productos más demandados que fabrica la empresa son las leches líquidas, específicamente las que tienen un valor agregado, como sin lactosa y las altas en proteínas.

En la firma coinciden con el profesor Concha, ya que también mencionan que los quesos presentan un aumento, principalmente los de autofonnato, como el mantecoso. Todos estos productos, que son los más demandados, se elaboran en la comuna de Osorno.

En cuanto a la tendencia del consumo, desde Watt's comentaron que tras el aumento visto en pandemia, la demanda por los lácteos fuera del hogar se recupera muy lentamente, lo que compensan con la permanencia de estos hábitos en casa, ya que el sistema de teletrabajo llegó para quedarse en muchos hogares.

El gerente de la firma local Lácteos Osorno, ubicada en la ruta U160, camino a Trumao, en el sector Cuinco, Ignacio Merino, explicó que ellos también han visto esta alza en el consumo, no obstante, su producción se ha incrementado marginalmente, ya que la compra de leche se realiza anticipadamente.

Junto con ello, tienen dificultades para la contratación de mano de obra y enfrentan una importante oferta de quesos importados, ya que la planta precisamente produce este producto en las variedades chanco y mantecoso, los que se encuentran en el retad a lo largo del país.

Frases destacadas:

>> "Para este año los números de consumo per cápita son bastante buenos, con una estimación de crecimiento respecto del año anterior, lo que es muy positivo para la población chilena". Marcos Winkler, presidente de Fedeleche.

>> "También tenemos importaciones relevantes de productos lácteos, de quesos principalmente, loque ha hecho que los precios sean más accesibles. Hablamos .obviamente de quesos más madurados", Aníbal Concha, Académico Universidad Austral

Paola Rojas Mendoza

Fuente: Diario Austral de Osorno

 

© 2002 FEDELECHE F.G.. Todos los derechos reservados. Implementa innovate.cl